Política
La Libertad Atrasa

Alejandro Carrancio, el concejal de Javier Milei afín al kirchnerismo de Juliana Santillán

El concejal de Crear Mar del Plata junto a la dirigente de cartón Juliana Santillán y el armador peronista del mediático economista, Carlos Maslatón.

El economista y actual legislador nacional Javier Milei gana adeptos como consecuencia de su discurso anti “casta política”, aunque en Mar del Plata sigue siendo mirado de reojo por sus “aliados” que vienen mamando bastante del Estado. Tal es así el caso de su concejal “propio” de Crear Mar del Plata, Alejandro Carrancio.

Se trata del edil que fue noticia en las últimas semanas por llevar consigo el apodo “venado” tras haber sido engañado por su pareja y ex asesora municipal, Lucía Lourdes Turrion. Nada más y menos que con su único compañero de bloque, el ex basquetbolista Nicolás Lauría. Aunque siguen unidos por política, con cierta lejanía.

Pasando de ello, el abogado Carrancio sigue en su insistencia por hacerse con la integridad en el armado de Milei, a través de otra escaladora y ex pareja del sindicalista Facundo Moyano, la dirigente Juliana Santillán. Esa misma que es mirada con cierto recelo por sectores del liberalismo marplatense, por dejar atrás a referentes locales de peso y evitar toda cercanía con la Unión del Centro Democrático (UCEDE), Partido Libertario y Avanza Libertad.

Tal es así que Santillán llevaría consigo al espacio vecinalista que tiene cercanía con el kirchnerismo, Crear Mar del Plata, y el camaleónico Partico Anti Corrupción (PAC). Según fuentes oficiales indicaron a NOVA, la ex pareja de Moyano prohibió en el acto de Milei del muy pasado 13 enero que se levantaran otras banderas que no fueran de los mencionados movimientos propios. A su vez, se deja de lado que su título de abogada no existe, como el de la actual vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner.

Retornando a Carrancio, se trata de un hombre que ha vivido plenamente del Municipio y, a sus 45 años de edad, no tiene más currículum que oficiar de político, abogado para la estatal Desarrollo del Capital Humano Ferroviario SAPEM (DECAHF) y ser docente adjunto en la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMdP). Así pudo pasar de tener un VW Gol Power modelo 2006 al flamante Ford Eco Sport Titanium. Hasta en 2011 fue asesor del Senado bonaerense para un legislador del Frente para la Victoria (FpV).

Carrera política llena de traiciones

Carrancio se inició en el “massismo” de la mano del ex senador bonaerense de Juntos por el Cambio, Lucas Fiorini, con quien aún mantendría diálogos bajo la órbita del actual presidente de la Cámara de Diputados de la Nación. Algunos anónimos indican que todo es estrategia del armador Martín Abonjo para buscar por 2 puntas: con el ex legislador provincial mediante el kirchnerismo y el edil aprovechando la popularidad de Milei.

El abogado llegó al Concejo Deliberante por el Frente Renovador y trabajó solamente pidiendo informes y declarando de interés municipal todo lo que se le cruzara. Junto a Fiorini, fueron expulsados por “apoyar varias iniciativas del entonces intendente Carlos Fernando Arroyo”, quien crecía como la espuma en La Feliz.

Ya en Crear Mar del Plata se puso en eje con sus típicos pedidos y declaraciones, hasta dándose el gusto de pedir la fundación de entes comunales que solo generaron gastos al vecino marplatense. Por ejemplo, en el mes de julio del pasado año 2018, pidió por una “Comisión de Fiscalización de Implementación y ejecución del Convenio Marco de Colaboración para la Gestión Integral de residuos Urbanos y Convenios Específicos”. Un chiste.

Sin embargo, el arroyismo se convertía en un movimiento que se destinaba al fracaso, por lo que Carrancio y compañía entendieron que la ciudad se mantendría amarilla y debían recibir con creces al nuevo candidato del macrismo, Guillermo Montenegro. Así logró su espacio en la lista local, mientras Fiorini pudo ingresar al Senado bonaerense y también se pagó luego con añadiduras en el Gabinete municipal (Federico Scremin y Emiliano Recalt en Turismo, y Fernando Navarra a Obras Sanitarias)

En el transcurso del año 2019 al 2021, la ambición individual Abonjo hizo que Carrancio jugara con las cartas equivocadas, siguiendo a su equipo en movimientos que lo llevaron a hablar con los equipos de los economistas José Luis Espert y Milei. Amén de jugar con los armados de la ex gobernadora María Eugenia Vidal y el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta.

Los planes se deschabaron junto a la filtración de vida privada por parte del concejal Alejandro Carrancio, de quien se rumoreó violencia de género contra su actual pareja. Tal es así que a NOVA le comentaron que Turrión fue obligada a realizarse un aborto, generándole severos traumas. ¿El pañuelo celeste en donde quedó?

Ante la expulsión del “fiorinismo” de Juntos, se consolidó el armado del bloque Crear Juntos y, por consiguiente, la ruptura ficticia del ex senador bonaerense con el espacio vecinalista (Vale recordar que este había negociado bajo la mesa con el Frente de Todos su ingreso a la gestión del Banco Provincia). Ahora bien, Carrancio de repente se convirtió en todo un libertario, junto a Santillán que hace el nexo a través del nefasto puntero político Carlos Maslatón, peronista pro Hugo Chávez confeso.

“Si para ganar es necesario armar un frente que, dada su estructura está condenado a fracasar, entonces prefiero perder. No me interesa llegar al poder y ensuciar las ideas”, sentenció el economista libertario y actual legislador nacional de La Libertad Avanza. Aunque esto queda en la basura si decide rodearse de kirchneristas que vivieron y lo siguen haciendo del dinero de contribuyentes.

Lectores: 299

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: