Concejo Deliberante
Desfinanciación

Exigen la urgente transferencia de los fondos adeudados a Bomberos Voluntarios

  • El desfinanciamiento del Sistema Nacional Bomberil impacta en el normal desarrollo de su actividad, que es esencial para la comunidad.
    Foto 1 de 2
  • El desfinanciamiento del Sistema Nacional Bomberil impacta en el normal desarrollo de su actividad, que es esencial para la comunidad.
    Foto 2 de 2

El concejal Mario Rodríguez, presentó una iniciativa legislativa por medio de la cual solicita "al Poder Ejecutivo Nacional la urgente transferencia de los fondos adeudados al Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios de la República Argentina, previstos en la Ley Nacional 25.054, por tratarse de un servicio de carácter público esencial, el cual bajo ninguna circunstancia debe dejarse desfinanciado, al implicar la protección civil de la población ante situaciones de incendios y otros siniestros".

La presentación se enmarca en las diferentes acciones que vienen realizando las Asociaciones de Bomberos Voluntarios de nuestra ciudad y el país en reclamo al Gobierno nacional por la transferencia de los fondos que por la Ley 25.054 les corresponden y que aún no han sido transferidos en lo que va de 2018.

Además, se propone enviar copia de la resolución a la Dirección Nacional de Protección Civil, al Consejo de Federaciones de Bomberos Voluntarios de la República Argentina, a las Cámaras de Diputados y Senadores de la Provincia de Buenos Aires y de la Nación, a fin de que tomen conocimiento, fijen posición pública y elaboren respuestas a esta problemática, que excede al nivel de decisión municipal.

"Los Bomberos Voluntarios de nuestra ciudad forman parte del Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios, viéndose también completamente afectados por esta falta de garantías sobre el cobro del subsidio que les corresponde por Ley para llevar adelante el servicio", explicó el edil radical.

"Son ellos quienes acuden en socorro ante la eventualidad de incendios y otros siniestros o catástrofes en nuestra comunidad, realizando una labor solidaria que debe ser apoyada y acompañada desde todos los ámbitos institucionales. Por eso, deseamos expresar nuestro más sentido apoyo a su labor solidaria y, en su necesidad de alzar la voz en un reclamo justo, acompañarlos solicitando la urgente transferencia de los fondos en concepto de subsidio que les corresponde por Ley", expresó Rodríguez.

La Ley Nacional 25.054 “regula la misión y organización del Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios en todo el territorio nacional y su vinculación con el Estado nacional (…), disponiendo la ayuda económica necesaria que permita su representación, así como el correcto equipamiento y formación de sus hombres a los efectos de optimizar la prestación de los servicios, en forma gratuita a toda la población ante situación de siniestros y/o catástrofes”.

Según la mencionada ley, el servicio que proveen a las comunidades los Bomberos Voluntarios “como personas jurídicas de bien público y sin fines de lucro” revisten “carácter de servicio público, prestado de manera voluntaria”.

 La misión de las asociaciones de bomberos voluntarios se define como la de “prevención y extinción de incendios y la intervención operativa para la protección de vidas o bienes que resulten agredidos por siniestros de origen natural, accidental o intencional”.

Según los artículos 11° y 12° de la mencionada ley, “el subsidio a las asociaciones integrantes del sistema bomberil voluntario de la República Argentina se formará con una contribución obligatoria del cinco por mil (5‰) de las primas de seguros excepto las del ramo vida, a cargo de las aseguradoras. Dicha contribución (…) será liquidada por los aseguradores a la Superintendencia de Seguros de la Nación (…). La Superintendencia de Seguros de la Nación girará los montos recaudados a la cuenta referida (…). El subsidio se deberá cumplimentar dentro de los primeros seis meses de cada año. (…)”

Pasados los primeros seis meses del año 2018, las asociaciones bomberiles voluntarias reclaman el cumplimiento de la Ley, ya que aún no les han sido transferidos los fondos que prevé la misma en concepto de subsidio y que permiten financiar este servicio público esencial.           

En su mayor proporción los fondos mencionados son utilizados por los Bomberos Voluntarios a fin de adquirir “materiales, equipos de vestuarios y demás elementos destinados a la lucha contra el fuego, y la protección civil de la población, como así también a la conservación y mantenimiento en perfecto estado y condiciones de uso de los mismos”. 

Asimismo, un porcentaje menor de dichos fondos se destinan a inversión en educación en sus escuelas de capacitación, así como al correcto funcionamiento de las federaciones provinciales de asociaciones de bomberos voluntarios que integran el Consejo de Federaciones de Bomberos Voluntarios de la República Argentina, y para gastos de funcionamiento, representación y cumplimiento de las obligaciones que le impone la mencionada Ley al propio Consejo. 

El desfinanciamiento del Sistema Nacional Bomberil impacta en el normal desarrollo de su actividad en la actualidad, por impedir el mantenimiento y acondicionamiento de material, maquinaria y vehículos, así como también erosiona las posibilidades de mejoramiento futuro del servicio, al complicar las inversiones necesarias en la actualidad para gozar de un mejor servicio en el futuro.

Lectores: 626